USMCA, flexible con las nuevas plantas automotrices

"Publicada 09 de octubre de 2018 08:35"

         En RODRÍGUEZ hay personas experimentadas y con capacidad probada. Sus soluciones mejoran nuestros proyectos de negocio.
- JOSE RAMÓN ROMERO - Director General - DISTRIBUIDORA DE MATERIALES ROJAS SA DE CV

Las armadoras instaladas recientemente o de próxima inauguración en México tienen hasta cinco años más que el resto de las plantas para emparejarse con la nueva regla de contenido regional de 75 por ciento.

El Acuerdo Estados Unidos-México-Canadá (AMEC o USMCA, por su sigla en inglés) mantiene los beneficios para las plantas automotrices nuevas (que recientemente operan como KIA o Audi y las que arrancarán producción como BMW o Mercedes-Benz en los siguientes años), que están actualmente escritos en el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

“Para las nuevas plantas, según el nuevo tratado hay un periodo, una regla de origen preferencial en la que no tienen que cumplir con 75%, tienen hasta cinco años para comenzar a aplicar la nueva regla y lo mismo una plataforma que tiene dos años, las nuevas plataformas tienen una exoneración”, indicó Eduardo Solís, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), en conferencia de prensa.

El Artículo 403, de bienes de la industria automotriz del TLCAN, exige 50% de Valor de Contenido Regional (VCR, medido en costo neto) durante cinco años después de la fecha en que un ensamblador de vehículos automotores produzca en una planta el primer prototipo del vehículo.

Uno de los requisitos para tener esa ventaja es que se trate de un vehículo automotor de una clase, marca, excepto vehículos comprendidos en el Artículo 403, categoría de tamaño y bastidor que el ensamblador de vehículos automotores no haya producido anteriormente en México, Estados Unidos o Canadá.

Otra de las condiciones es que la planta sea un edificio nuevo en el que se ensamble el vehículo automotor y un tercer condicionamiento consiste en que sustancialmente toda la maquinaria nueva utilizada en el armado del vehículo automotor se encuentre en la fábrica. Una vez cumplidas estas condiciones, las exportaciones de vehículos ligeros tendrán que pagar un arancel de 2.5% para entrar en Estados Unidos durante los cinco años mencionados.

Transcurrido ese quinquenio, comenzará el periodo de transición para alcanzar el tope de 75% de VCR exigido en general para poder exportar en la región unidades nuevas originarias sin pagar aranceles, tal como se exige para el resto de las empresas.

El periodo de transición consta de cuatro plazos: un VCR de 66% al inicio del año fiscal, con tasas de 69, 72 y 75% para cada uno de los años fiscales subsiguientes.

Desde la entrada en vigor del TLCAN, en 1994, la fabricación de vehículos motorizados en América del Norte se ha integrado altamente, con los principales fabricantes de automóviles de Estados Unidos, Asia y Europa construyendo sus propias cadenas de suministro dentro de la región. El mayor crecimiento reciente en el mercado de América del Norte se produjo principalmente en México, que ahora representa aproximadamente 20% de la producción total de vehículos de la región.

En general, las inversiones recientes en plantas de ensamblaje de Estados Unidos y Canadá han involucrado la modernización o expansión de las instalaciones existentes, mientras que México ha visto nuevas plantas de ensamblaje.

Además, muchos fabricantes de partes han abierto plantas en México para estar cerca del creciente número de plantas de ensamblaje de vehículos.

Nuevo capítulo, en el 2020

Eduardo Solís indicó que en el 2019 no habrá cambios para la industria y será hasta el 2020 cuando inicie el nuevo periodo de transición en aquellas marcas automotrices con más años de antigüedad, para arrancar con el ajuste de 66 por ciento.

Solís destacó la “flexibilidad” alcanzada para el incremento del contenido regional en la regla de origen de vehículos ligeros. Uno de los cuatro requisitos es que los automóviles de Norteamérica se deben fabricar con 70% de acero y aluminio hecho en la región, pero se pueden sumar los promedios de la planta en México con la de EU o Canadá, a través de las compras corporativas.

Por ejemplo, Volkswagen, que tiene una fábrica en Puebla, México, y otra en Chattanooga, Estados Unidos, puede incluir las compras de insumos que hizo en la región para todo el volumen que produce en ambos complejos de manufactura, no modelo por modelo.

Aunque cada componente de los vehículos posee su contenido regional en la regla de origen, en el caso de las autopartes esenciales (motores, chasis, transmisión, ejes, suspensión, sistema de dirección y baterías) existe la posibilidad de que entre todas sumen 75% y no sólo uno logre ese contenido.

El presidente de la AMIA enfatizó que el cumplimiento de 75% de contenido regional en la composición de un vehículo también se promediará por toda la producción de la armadora, no por vehículo. Fuente El Economista

Tipo de cambio

  • 13 de noviembre: $20.3614
  • 14 de noviembre: $20.3179

Contacto

Agencia Aduanal Rodríguez y Cia, S.C.
Boulevard 3ra Oeste 17500-C, Fracc. Garita de Otay, Tijuana, B.C.
Teléfono: +52 (664) 683-1022
Email: servicios@aar.com.mx